“De estar varados a no querer volver”

Son una muestra de la otra cara de la realidad. Son un grupo de chicos que se conocieron en una situación que nace desde el odio de un gobierno. Viajaron por turismo y Argentina les cerro las puertas. De estar varados a no querer volver:

Los conoci en Miami, son 8 jovenes de entre 25 y 34 años, profesionales o camino a serlo, dos contadores, una abogada, una traductora y el resto universitarios.

Una decisión del presidente que organizaba fiestas en pleno ASPO en la residencia oficial de Olivos y que acusaba con el dedito perseguir y encarcelar a quien no lo cumpliera los dejó a la deriva y sin ningún tipo de dialogo o respuesta.

Fueron en busca de una palabra oficial que los orientara y les contestaron que la orden desde presidencia era la de “NO AYUDAR A NADIE” que sabían que si salían del país existía la posibilidad de no poder volver, lease “ QUE SE JODAN”.

Se encontraron con la necesidad de solventar lo que durara su estadía aquí, alojamiento y comidas, por el tiempo que el DNU se mantuviera.
Un compatriota Argentino dueño de un restaurante busco de que manera darles una mano y consiguio un permiso para que puedan trabajar hasta que Argentina los dejara volver.

De estar varados a no querer volver

QUE SE JODAN

Fueron en busca de una palabra oficial que los orientara y les contestaron que la orden desde presidencia era la de “NO AYUDAR A NADIE” que sabían que si salían del país existía la posibilidad de no poder volver, lease “ QUE SE JODAN”.

Hoy , estos jovenes, “NO QUIEREN VOLVER” , alquilaron algo grande que comparten juntos y se organizaron para convivir, ganan aproximadamente unos U$S 300 por día entre sueldos y tips. Se están acostumbrando a vivir en un pais organizado (no perfecto) que les da seguridad, estabilidad económica y ganas de seguir soñando. Lograron organizar un día de franco en el trabajo y conocieron juntos un parque en Disney.

Uno de ellos logró ahorrar en 4 meses una cifra que en Argentina seria imposible. Son la juventud que un país serio cuidaría, profesionales, estudiantes universitarios, trabajadores, con valores de familia, no cobran planes, son el futuro. Desgraciadamente estos chicos hoy me cuentan que que esta decisión presidencial les terminó de abrir los ojos, que hoy solo quieren volver para cerrar sus círculos y regresar haciendo las cosas bien, con permisos, poder iniciar su ciudadanía.

“No conocía Estados Unidos, cuenta uno de ellos, estudiante de arquitectura- y me sorprendió que en esta época donde teoricamente después de la pandemia, estaría todo mal, pude conseguir un trabajo que me permita cumplir sueños, aunque sean chicos, y que no tenga que ver con mi profesión, que tel vez tenga que resignar pero para poder soñar, proyectar, y tal vez postergarla para más adelante (ser arquitecto), no sé para un “pibe” de 28 años como yo, esto me da esperanza, y la verdad te digo, tristeza también, porque esta dignidad que mis compañeros de trabajo, la sociedad, te hacen sentir aquí, me gustaría tenerla en mi país”

No quieren quedarse ilegalmente, y fue lo primero que quisieron destacar. “queremos vivir en un país donde se hagan cumplir las leyes, y para eso, tenemos que empezar cumpliéndolas nosotrosme lanzan como una proclama de principios.

Porqué los argentinos varados en Miami no son regresados a su país?

Esta es una historia real y por respeto no puedo exponer sus nombres ni sus rostros, son la juventud a la que terminaron de robarle las ganas de proyectar un futuro en su país, el gobierno los desprotegió, los termino de echar. Cuéntela como quieran, pero Sr presidente, personalmente creo que lo que nacio desde el odio se convirtió en esperanza.

por Fabián Gómez

mm
Acerca de Fabián Gómez 1 Article
Eres el dueño de tu vida y tus emociones, nunca lo olvides. Para bien y para mal.