Argentina y el subdesarrollo cultural

¿Cuantas veces escuchó decir, estimado lector, la frase “el problema de la Argentina es cultural”?
Según André Maurois, novelista y ensayista francés (1885-1967) “cultura es lo que queda después de haber olvidado lo que se aprendió”.
La palabra “cultura” alude al cultivo de algo, supuestamente valores intelectuales y espirituales; y el olvido, es un proceso sociopsicobiológico que no se refiere a la amnesia, sino todo lo contrario. Lo que se olvida ha trascendido en otros campos de uso, y esa es la clave del aprendizaje.

Tanto el trabajo, como cualquier actividad que se practique, ya sea social, artística y hasta deportiva, es la expresión básica de la cultura, y nadie que sea medianamente eficiente, olvida lo que es su trabajo y/o actividad.
Un tiempo atrás leí, no recuerdo donde, una excelente descripción socio cultural argentina en solo siete palabras: “El subdesarrollo argentino es, ante todo, cultural”.

Es más que evidente, viendo lo que ocurre a diario en nuestro país, que los argentinos no aprendimos nada.
En ningún país de Latinoamérica, por citar ejemplos cercanos, los delincuentes tienen los derechos que tienen en nuestro país.
En ningún país normal 6 o 7 pibes toman un colegio porque se les ocurre.
En ningún país, ya sea capitalista o comunista, se cortan calles y rutas de manera indiscriminada.
En ningún país del planeta extranjeros indocumentados reclaman y exigen al gobierno que cubran sus necesidades, tales como vivienda o un plan social.

En ningún país del mundo a nadie se le ocurre increpar, agredir o insultar a un policía. Lo mismo ocurre con alumnos respecto a sus profesores.
Pero vayamos a algo mucho más simple y cotidiano y muy fácil de erradicar, que son las barras brava de fútbol. Como es posible que sabiendo quienes son estos delincuentes todavía se les permita manejar, en cierta manera, gran parte de los clubes de fútbol?
Desde la crisis de 2001/2002, los gobernantes de turno dieron rienda suelta a lo que sea, al “todo vale”, y se fomentó, claramente, la cultura de la incultura.

La cultura es lo que queda grabado en la memoria de todo lo que se ha estudiado, visto o leído. En otras palabras, y para decirlo de manera un poco más gráfica, la cultura es como un pozo en el que queda lo que hemos aprendido, o sea, nuestra inteligencia, y cuando creemos que lo hemos olvidado, aflora, ya que está en el inconsciente.
Repito: Evidentemente, no aprendimos nada, y queda más que claro que realmente el subdesarrollo argentino es, ante todo, cultural.

Acerca de Oscar Posedente 4439 Articles
Periodista, locutor, actor y editor de Semanario Argentino y de Radio A de Miami. Director de Diario Sur Digital.

Sea el primero en comentar

Deje su respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*