Montevideo respira: concluye la crisis de agua tras tormentas en Uruguay

Montevideo respira: concluye la crisis de agua. Después de las recientes tormentas, Uruguay da por concluida la situación de emergencia hídrica en Montevideo Luis Lacalle Pou, comunicó que adoptó la determinación debido a la recuperación parcial del caudal de los cursos de agua y los embalses que abastecen la zona metropolitana, donde reside una población de alrededor de 1,8 millones de habitantes, lo que representa más de la mitad de los ciudadanos del país.

Uruguay culminó este Miércoles con la condición de emergencia hídrica en Montevideo y sus alrededores. Esta crisis había sido establecida hace dos meses con el propósito de garantizar el suministro de agua potable en medio de una prolongada sequía.

El mandatario, Luis Lacalle Pou, anunció que tomó la decisión a raíz de la recuperación parcial del flujo de los cursos de agua y los depósitos que proveen de agua a la región metropolitana, en la que habita aproximadamente 1.800.000 personas, lo que representa más de la mitad de la población nacional.

La noticia se hizo pública tras las intensas precipitaciones que tuvieron lugar en ambos lados del Río de la Plata en los últimos días.

“Hoy en día, podemos observar con cierta tranquilidad la calidad del agua, la cual es muy buena, y visualizar los días venideros con un suministro de agua de excelente calidad”, comunicó a los medios.

Origen de la crisis hídrica que sacudió a Montevideo Durante los últimos meses, la peor escasez de agua desde que se iniciaron los registros hace 74 años, puso en jaque el suministro de agua potable a Montevideo y a las localidades vecinas de los departamentos de Canelones y San José.

Ante la inusual falta de precipitaciones, la compañía estatal Obras Sanitarias del Estado (OSE) empezó a mezclar a fines de abril el escaso caudal de agua dulce con flujos provenientes del estuario del Río de la Plata, lo que ocasionó que el agua del grifo tuviera sabor salado.

Sin embargo, las lluvias recientes en la región aliviaron la situación, según informó AFP.

De acuerdo al último informe oficial hasta el 22 de Agosto, el embalse de Paso Severino, que es el depósito principal de agua dulce para la zona, contenía más de 36.600.000 de metros cúbicos de un total de 67.000.000 de capacidad.

Por otra parte, los niveles de sodio y cloruro en el agua de las líneas de bombeo hacia la zona metropolitana estaban por debajo de los límites establecidos por las regulaciones vigentes, los cuales son de 200mg/l y 250mg/l, respectivamente.

En los últimos meses, Paso Severino llegó a contar con un poco más del 1% de su capacidad, y hubo días en los que los valores de sodio y cloruro incluso sobrepasaron los máximos permitidos de manera excepcional, los cuales son de 440mg/l y 720mg/l.

El decreto emitido el 19 de Junio que declaró la situación de emergencia hídrica permitió al gobierno financiar la provisión de dos litros diarios de agua mineral para más de 500.000 personas, además de eximir los impuestos sobre el agua embotellada. También facilitó los trabajos para la construcción de una nueva presa y tuberías con el fin de trasvasar agua de un río a otro.

Lacalle estimó que el costo para abordar la crisis hídrica en el área metropolitana capitalina ascendió a «casi 70.000.000 de dólares».

LA

mm
Acerca de Semanario Argentino 13692 Articles
Periódico semanal argentino editado en Estados Unidos. Desde el 1ro. de Julio de 2002, Semanario Argentino informa y entretiene a los argentinos e hispanos del sur de la Florida, se distribuye los Martes desde Kendall hasta West Palm Beach