Ovación Monumental: Taylor Swift se emocionó ante la respuesta de sus fans en Argentina

Taylor Swift se emocionó. Así transcurrió el momento en que Taylor Swift se emocionó ante la respuesta del público argentino. La cantante estadounidense quedó sorprendida por la ovación de sus seguidores en el estadio Más Monumental, donde se congregaron 70 mil personas.

Durante meses, las fervientes admiradoras de Taylor Swift aguardaron su llegada al país. Esta fue la primera vez que la artista originaria de Pensilvania, Estados Unidos, pisó suelo argentino. Durante días, los seguidores, conocidos como swifties, llenaron los alrededores del Estadio de River Plate para asegurarse un lugar privilegiado en la presentación de su gira The Eras Tour, producida por DF Entertainment.

Desde hace varios años, Taylor Swift se ha consolidado como la cantautora más exitosa, generando pasiones en cada rincón del mundo donde se presenta. El jueves 9 de noviembre, minutos antes de las nueve de la noche, Taylor apareció en el impresionante escenario, recibiendo la ovación de los 70.000 seguidores presentes en el Más Monumental, quienes esperaban ansiosos para verla y escucharla.

Sin embargo, por un momento, Taylor dejó de ser la protagonista, y el público argentino demostró una vez más su apasionado fervor, creando un momento inolvidable en la vida de la artista. Profundamente conmovida, la cantante de 33 años se quedó inmóvil sobre las tablas, asombrada, sin dejar de observar a la multitud extendida por las tribunas y el campo. La ovación era total, con exclamaciones de alegría que se escuchaban incluso desde fuera del estadio. Con el micrófono en mano, Taylor se giró para contemplar a sus seguidores desde todos los ángulos del escenario.

Vestida con un mono rosa brillante, botas a la rodilla del mismo tono y el cabello suelto, Taylor no pudo contener su expresión de perplejidad. Aunque sabía que muchas personas habían comprado entradas para verla, seguramente no esperaba el nivel de amor que le profesan sus fanáticas argentinas. «Solo quiero probar algo muy rápido con un público tan sorprendente, solo quiero probar algo», dijo señalando hacia todos los rincones del estadio, recibiendo aún más gritos y ovaciones. «Esto es sorprendente, me están haciendo sentir realmente muy poderosa», exclamó mientras recorría el largo escenario en forma de T sobre el campo.

«Tres veces durante la noche, Taylor interrumpió su actuación para observar al público. Las demostraciones de afecto fueron constantes a lo largo del espectáculo, y la cantante no dejó de emocionarse. Desde su primera canción ‘Miss Americana & the Heartbreak Prince’ de su esperada gira hasta un repaso por su extensa carrera, donde enfrentó todas las vicisitudes y contratiempos. Quizás esa resiliencia es lo que le permite conmoverse tras los aplausos de sus fanáticas, que la siguen a sol y sombra.

En uno de sus múltiples cambios de vestuario y ya con un vestido largo color maíz, Taylor se sentó al piano dispuesta a tocar otro de sus temas, pero nuevamente sucedió lo mismo. Los gritos eran tantos y tan fuertes que la cantante comenzó a reírse sin poder creer lo que veía y escuchaba. Entonces, decidió sacarse los audífonos y entregarse a la experiencia. Eran tantos los gritos que sus exclamaciones se repitieron. Como en la primera ocasión, la cantante se tomó la cabeza, puso su mano sobre su pecho, abrió la boca y buscó la mirada cómplice de sus músicos y bailarines para que compartieran con ella ese momento.

Taylor Swift detuvo su espectáculo por segunda vez, sorprendida por la ovación del público. Con carpas, pulseras de la amistad y una paleta de colores vibrantes, las chicas que aman a la artista se vistieron para cumplir con los rituales de la taylormanía. Taylor se convirtió en tiempo récord en la cantautora femenina más exitosa, manteniendo los más altos niveles de popularidad desde principios de los años 90. Entre sus pares del pop, Rihanna y Miley Cyrus dependen más de compositores externos, mientras que Lady Gaga y Beyoncé no han igualado sus ventas. Swift es la única artista que ha vendido tres álbumes por un millón de copias en su primera semana desde 1991. Su última gira recaudó 150 millones de dólares, la mayor recaudación jamás vista por la música country.

«Mi mamá me llamó Taylor porque pensó que probablemente terminaría en negocios corporativos y no quería que ningún tipo de ejecutivo, jefe o gerente se diera cuenta si yo era una niña o un niño al ver mi currículum», contó ella misma cuando fue nota de tapa en la revista Time. Anoche comenzó su paso por Argentina, repite hoy y el sábado, en tres jornadas que quedarán para siempre en la memoria del público y de la propia Taylor, que aún conmocionada por el fuerte recibimiento, no dejó de cantarles a todos.

LA

mm
Acerca de Semanario Argentino 13773 Articles
Periódico semanal argentino editado en Estados Unidos. Desde el 1ro. de Julio de 2002, Semanario Argentino informa y entretiene a los argentinos e hispanos del sur de la Florida, se distribuye los Martes desde Kendall hasta West Palm Beach