Mientras se negocia con el FMI los argentinos gastan US$10 mil millones en el exterior

Mientras el país negocia con el FMI tratando de conseguir financiamiento para achicar el déficit, turistas argentinos en el exterior no miden gastos y generan una brecha más grande en el aspecto fiscal

Mientras el país negocia con el FMI tratando de conseguir financiamiento para achicar el déficit, turistas argentinos en el exterior no miden gastos y generan una brecha más grande en el aspecto fiscal.

De acuerdo a un informe del BCRA se mantiene la tendencia de años anteriores y se convirtió -por lejos- en el segundo gran gasto de dólares que tiene la Argentina, destacando que el primero siguen siendo las importaciones.
Precisamente, el saldo negativo de la balanza del sector turismo, que se repite desde el año 2011, llegará este año a un nuevo récord, teniendo en cuenta los primeros meses del 2018.

En el 2017 se observó un déficit en el sector turismo de US$10.662 millones, destacando que representó el 34,6% del déficit de cuenta corriente de la Argentina del año pasado, que según el Indec fue de US$30.792 millones casi 5 puntos del PBI. Cabe destacar que en el 2016 la salida de dólares fue de US$7.790 millones, lo que significó un incremento interanual del 26%. Habrá que esperar cómo evoluciona este año, considerando la suba del precio del dólar.

De acuerdo a información publicada en el blog del BCRA, se estima que el 60% de los gastos fueron en servicios (hoteles, transporte y restaurantes), en tanto que el 40%, corresponde a bienes. Dentro de esta categoría, la indumentaria es el rubro principal, seguido por artículos del hogar y supermercados. En su momento se discutió mucho e inclusive Federico Sturzenegger lanzó la propuesta de que -para estos casos- el dólar debería tener un precio diferenciado, algo así como el 35% más.

Si en el mercado, el precio de la divisa estaba en $25, para los que hacen turismo, comprando en el extranjero en dólares y luego lo convierten en pesos, tendría que tener un precio aproximadamente de $32. La medida no prosperó y a pesar de la crisis vivida y el ajuste, que no tardará en llegar, un sector de argentinos no detiene la “sangría” de divisas. Sin dudas que el debate está lejos de terminar, impulsado principalmente por economistas, en el sentido de cuán sustentable resulta la actual salida de divisas en concepto de viajes fuera del país, más en un momento en que las cuentas deberán avanzar hacia un equilibrio sustentable.

El BCRA explicó que en abril hubo una salida neta de US$865 millones por turismo y gastos en el exterior que “se originó en pagos a emisoras de tarjetas por US$576 millones, egreso netos de aerolíneas y otros transportistas de pasajeros por US$187 millones, pagos netos de operadores turísticos por US$105 millones, compensados levemente por ventas netas de billetes de no residentes, por unos 2 millones de dólares.

Recientemente, se conoció un dato que revela preocupación, porque los argentinos gastaron 250% más con tarjetas en el exterior que en todos los shoppings porteños

Acerca de Oscar Posedente 4529 Articles
Periodista, locutor, actor y editor de Semanario Argentino y de Radio A de Miami. Director de Diario Sur Digital.

Sea el primero en comentar

Deje su respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*