En España estalló el escándalo por el encargo de 31 trenes que son demasiado grandes para atravesar túneles ferroviarios

Debieron renunciar el titular de la empresa nacional de Ferrocarriles y la número dos del ministerio de Transporte. Pararon el trabajo porque se dieron cuenta a tiempo del error.

En España estalló el escándalo. Unos trenes demasiado grandes para los túneles que atraviesan el norte de España le costaron el cargo este Lunes al presidente de la compañía ferroviaria nacional Renfe y a la número dos del ministerio de Transportes, tras dos semanas de fuerte polémica.

Isaías Taboas, al frente de la empresa Renfe desde Junio de 2018, e Isabel Pardo de Vera, secretaria de Estado de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, presentaron sus renuncias en medio del escándalo. Pardo de Vera fue además en el pasado presidenta de Adif, el gestor de las infraestructuras ferroviarias españolas.

Los ferrocarriles españoles se vieron envuelto en un escándalo (Foto: EFE)

“La ministra de Transportes, Raquel Sánchez, “ha trasladado a ambos su reconocimiento y agradecimiento por el desempeño del trabajo en sus respectivos cargos”, dijo su oficina.

Estas renuncias se producen a dos semanas de haber estallado la polémica por el encargo de 31 trenes, que no llegaron a construirse, para ser usados en regiones del norte de España, pero cuyo tamaño resultó ser demasiado grande para algunos túneles que tenían que atravesar en su recorrido.

El pedido, por un importe de 258 millones de euros (275 millones de dólares), se adjudicó en Junio de 2020 al fabricante ferroviario español CAF, competidor de la francesa Alstom y la alemana Siemens.

Según la empresa ferroviaria Renfe, la CAF se dio cuenta en marzo de 2021 de que las dimensiones suministradas durante la licitación no eran las correctas y alertó a las autoridades antes de empezar a producir los trenes.

En España solo se habla del nuevo escándalo ferroviario (Foto: AFP)

”Nunca hubo un riesgo de que se construyesen trenes con dimensiones erróneas porque el fabricante tenía la obligación (…) de comprobar que sus propuestas tenían cabida en la red”, subrayó Renfe.

De todas maneras, según la empresa pública, este incidente provocará un retraso en la entrega de los trenes, que estarán en circulación a principios de 2026 y no en 2024, como estaba previsto. El caso ya le costó el cargo, a principios de mes, al gerente de gestión de equipos de Renfe y a otro alto funcionario de Adif.

Desde que salió a la luz, el error siguió una gran polémica. La oposición conservadora acusó al presidente socialista Pedro Sánchez de “ocultación culpable”, en un año de elecciones locales y nacionales.

”Usted preside un gobierno que encarga trenes que no caben por los túneles, con casi dos años de ocultación culpable, y ya veremos lo que nos costará a todos ese problema”, dijo la portavoz del Partido Popular, Cuca Gamarra.

Adif y Renfe abrieron una investigación conjunta para esclarecer el tema. En tanto, Raquel Sánchez se reunió con los presidentes de las dos regiones afectadas, Cantabria y Asturias.

”Vuelvo a reiterar las disculpas, pero también insistir en que estamos trabajando y que nos hemos puesto en marcha para poder abordar todas estas soluciones que puedan contribuir a atenuar el impacto de este problema”, dijo Sánchez tras el encuentro.

Desde Cantabria, el presidente regional, Miguel Angel Revilla, afirmó: ”Una chapuza de este calibre no la había visto yo en 40 años”.(TN)

LA

mm
Acerca de Semanario Argentino 13704 Articles
Periódico semanal argentino editado en Estados Unidos. Desde el 1ro. de Julio de 2002, Semanario Argentino informa y entretiene a los argentinos e hispanos del sur de la Florida, se distribuye los Martes desde Kendall hasta West Palm Beach