La India le reclama a Inglaterra que devuelva el gran diamante de la corona

Se trata del gran diamante Koh-i-noor: La muerte de la reina Isabel II reabrió el debate. La piedra preciosa de 105 quilates es la más grande del mundo. Habría sido robada por los ingleses durante el régimen colonial en el año 1300.

La India le reclama a Inglaterra. Tras el deceso de la reina, una fuerte campaña en las redes sociales de la India reclama el diamante Koh-i-noor, uno de los más famosos del mundo que se encuentra en poder la corona británica desde el siglo XIV. Cientos de miles de tuits y reacciones a mensajes de condolencias afirman que llegó el momento de que el gobierno indio exija a la monarquía británica la devolución de la gema al país asiático, donde la encontraron los británicos allá por el año 1300 y se la habrían robado.

Las joyas de la corona incluyen una colección de algunas de las piedras preciosas más raras y caras del planeta. No obstante, el brillante de forma ovalada de 105 quilates, engastado en la corona de la Reina Madre en 1937 –cargada con 2.800 diamantes en su marco de platino–, es sin lugar a dudas una de las protagonistas del vasto repertorio de la realeza británica.

La India le reclama a Inglaterra que devuelva el gran diamante de la corona

El brillante Koh-i-noor, el nombre del famoso diamante que en persa significa “montaña de luz”, estuvo durante mucho tiempo en el centro de una controversia política y legal entre los dos países, con muchos indios convencidos de que la piedra preciosa fue descubierta y “robada” en el sur de India durante el régimen colonial. de forma ovalada y de 105 quilates, fue engastado en la corona de la Reina Madre en 1937.

Esta no es la primera vez que se pide que sea devuelta. Tras su independencia en 1947, India exigió que se lo regresaran e hizo una petición el año de la coronación de la reina Isabel II. Hace pocos años -en 2016- la joya estuvo en el centro de una batalla judicial después de que una ONG presentara una solicitud a la Justicia para que el gobierno indio exigiera la devolución de la piedra preciosa.

En aquel momento, el procurador general, en representación del Gobierno de la India, dijo que el diamante fue un “regalo” y que no fue “ni robado ni tomado por la fuerza”. Sin embargo, posteriormente, el Ministerio de Cultura indio “reiteró su decisión de hacer todos los esfuerzos posibles para recuperar el diamante de forma amistosa”.

El diamante ha estado en el centro de la controversia política y legal, en medio de las disputas sobre su propiedad, no solo por parte de la India sino también de Pakistán. Además se la adjudican emperadores mogoles, shahs de Irán, emires de Afganistán y maharajás sijs.

Según explica la revista Time, cuando la piedra se extrajo en lo que hoy es Andhra Pradesh, durante la dinastía Kakatiyan de los siglos XII-XIV, se cree que tenía 793 quilates en bruto.

El primer registro de su posesión se sitúa en manos de los mogoles en el siglo XVI, luego habría pasado a manos de los persas, después de gobernantes afganos y los maharajás del Punjab, antes de acabar en las joyas de la corona británica.

En cuanto a su futuro, según apuntan medios británicos, la corona con el diamante de Koh-i-Noor la llevará probablemente la esposa del rey Carlos, Camilla Parker Bowles, ahora reina consorte.(TN)

LA

mm
Acerca de Semanario Argentino 11740 Articles
Periódico semanal argentino editado en Estados Unidos. Desde el 1ro. de Julio de 2002, Semanario Argentino informa y entretiene a los argentinos e hispanos del sur de la Florida, se distribuye los Martes desde Kendall hasta West Palm Beach