El peligro de vivir sobreadaptándose a las situaciones

En términos del desarrollo humano se llama “sobreadaptación” a un mecanismo de defensa mediante el cual se manifiesta el miedo al rechazo. Es un comportamiento pasivo, que deja a la persona desprotegida y casi sin capacidad de reacción frente a agravios o entornos que duelen y lastiman su estructura psicológica.  

Las personas que empiezan en un nuevo trabajo en entornos completamente desconocidos hasta entonces, la mudanza a una nueva ciudad o país, el ingreso a un flamante espacio de estudio, una relación inter personal donde se establece cierto juego de poder-sometimiento (como en las parejas disfuncionales), o la competencia laboral, deportiva o en cualquier otro ámbito de la vida, pueden despertar este comportamiento interno que, si no es bien conducido, generalmente provocar daños en la estructura vital.

La sobreadaptación implica un esfuerzo extraordinario por agradar a los demás y granjearse la simpatía del nuevo entorno con el fin de ser aceptado y de calzar mejor a la vista de los otros. Como ejemplo, es lo que sucede cuando una persona vuelve rápidamente de vivir en otro país y refiere que “no se adaptó”; o que un vínculo laboral flamante y prometedor “no es lo que esperaba, y lo estresaba en extremo”.

Parte de una situación de rechazo inicial, muchas veces de cierto hostigamiento de menor a mayor sostenido en el tiempo, donde esta aspereza no puede ser convenientemente conducida por la persona, y la frustra de tal forma que pasa para el otro lado: se vuelve condescendiente, queriendo mejorar un vínculo que -por distintos motivos- surgió como disfuncional. Por dentro, está herida, frustrada, decepcionada y se violenta con los que define como agresores -aunque no pueda expresarlo-, y se pone hostil con quienes la apoyan y quieren bien.

  • Algunas características

Las personas que se sobre adaptan, por lo general:

  1. Hacen un esfuerzo extraordinario constante en jugar con las reglas del otro: no puede compartir su propia modalidad.
  2. Se siente segregada si no adhiere a esa forma de proceder.
  3. Busca un ideal de perfección de lo que, supone, “se espera de mí”.
  4. Cumple con una lista interminable de exigencias, por más que no tengan sentido para sí.
  5. Piensa que de esta forma va a ser premiado o aceptado.
  6. Ve todo en términos de castigo si no se adapta completamente al entorno hostil.
  • Consecuencias directas del sobre adaptarse

Las consecuencias y el precio que se paga son muy altos, debido a que se establece un patrón por el cual la persona siente cierto temor y desconcierto ante la reacción de los demás, mientras busca cómo acomodarse a ese entorno desconocido y que se presenta hostil.

Es frecuente que se caiga en el desánimo; que irrumpan pensamientos fantasmáticos -relacionados con fantasías negativas extremas-, e, incluso, que deba acudir a una consulta con un profesional de la salud por trastornos psicosomáticos.

En caso de sostener la sobre adaptación a lo largo del tiempo, los invade la tristeza, la desazón y la sensación de fracaso por no poder encauzar apropiadamente su accionar respecto a las expectativas internas, frente al rechazo o rispidez que lo rodea.

En algunos extremos, se suele caer en la depresión por desgaste, que es la que surge por sostener algo que va en contra de la integridad y lo que desea la propia persona, ya que no tiene la habilidad de relativizar o afrontar las situaciones con entereza, por haberse dañado su estructura de respuesta.

  • Recursos prácticos

Para evitar sobre adaptarse a las situaciones, las personas necesitan trabajar en varios frentes internos, que provocarán un refuerzo positivo de su entereza:

. Es necesario analizar los condicionamientos internos que producen la sobre adaptación.

. Trabajará en poder expresar de a poco los deseos, valores, necesidades y formas de relacionamiento que anhela.

. Diseñará salidas estratégicas a esos problemas recurrentes que implicaban sobre adaptación.

. Aprenderá a rodearse de algunas personas de confianza que puedan apoyarla, casi como un bastón, para guiarla paso a paso en la recuperación.

. Deberá tomar consciencia del valor de respetar su ser auténtico, no dejándose confundir por lo duro y erosionante que pueda presentarse el entorno.

. Aprovechará la experiencia de tránsito que lo mueve profundamente para sentar las bases de un escalón de aprendizaje donde se hará más sabio y entero.

. Buscará complementar su instancia de vida con actividades que le produzcan gratificaciones instantáneas en el centro de recompensa del cerebro. Esto funcionará como un equilibrante de su desajuste emocional, que es deseable que se aborde para que sea sólo una cuestión temporal.

. Es factible que haciendo esto en una constante de meses -y a veces, años-, aprenda a no “aguantar” sino a “convivir” con las situaciones distintas a lo que esperaba, sin que esto melle su voluntad.

Daniel Colombo

Master Coach Internacional especializado en CEO, alta gerencia y profesionales; conferencista internacional; motivador; autor de 21 libros y comunicador profesional

www.danielcolombo.com
SUSCRÍBETE A MI NEWSLETTER
http://danielcolombo.com/pages/contact-alternative/
www.facebook.com/DanielColomboComunidad
Twitter @danielcolombopr
Instagram: daniel.colombo
YouTube.com http://www.youtube.com/c/DanielColomboComunidad
Linkedin: https://ar.linkedin.com/in/danielcolombo

Acerca de Oscar Posedente 4565 Articles
Periodista, locutor, actor y editor de Semanario Argentino y de Radio A de Miami. Director de Diario Sur Digital.

Sea el primero en comentar

Deje su respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*